Llega el e-commerce de productos hechos por comunidades de artesanos

Buenos Aires - El Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria de Argentina (INTA) presentó Somos Fibra, una nueva tienda online en la que se busca complementar el trabajo de las comunidades locales de artesanos y el diseño.

A través de esta plataforma de e-commerce ya se están vendiendo productos de moda y hogar disponibles a nivel global.

Llega el e-commerce de productos hechos por comunidades de artesanos

Este proyecto tiene como objetivo promocionar los emprendimientos de las familias de artesanos rurales, potenciándolos con herramientas de diseño y comercialización.

Actualmente trabajan en el proyecto unas 270 familias campesinas y de pueblos originarios de Salta, Jujuy y Catamarca, que son parte de las organizaciones Red Puna, Makiwan, CUM y El Kakán.

Llega el e-commerce de productos hechos por comunidades de artesanos

¿Cómo empezó Somos Fibra?

La iniciativa comenzó a gestarse en 2017. “La idea surge en el marco del trabajo que hace INTA en su sistema de extensión, acompañando a grupos de artesanos rurales de todo el país. Ellos hacen la demanda de asistencia técnica en diseño y el acompañamiento para la generación de estrategias de comercialización de los productos artesanales” explica Marcela Duhalde, Directora Creativa de Somos Fibra y responsable de INTA Diseño.

Llega el e-commerce de productos hechos por comunidades de artesanos

¿Cómo trabajan los laboratorios?

Son actividades llevadas a cabo en los diferentes territorios, donde se les ofrece a las comunidades de emprendedores capacitaciones en diseño, producción y comercialización para potenciar sus proyectos y llevar los productos a nuevos mercados.

“Para estos talleres viajamos y trabajamos con los artesanos, vemos cuáles son las materias primas locales, cuál es la simbología, la identidad, las técnicas que manejan y sus intereses respecto a lo productivo y hacemos una colección de productos pensada para la venta en este espacio online. Esto tiene sus características específicas de medidas, cuestiones de color, stock, etc. La idea es resolverle los temas de venta al productor y darle el acceso a la artesanía a un consumidor urbano que puede comprar a través de la tienda online”, dice Duhalde.

Llega el e-commerce de productos hechos por comunidades de artesanos

Productos destacados de Somos Fibra

Entre lo más sobresalientas hay prendas tradicionales resignificadas desde el diseño como ponchos y ruanas tejidas. También, bolsos de cuero de cabra curtido y piezas elaboradas con lana de oveja en telar. Para saber más: ¿Quiénes participan del e-commerce Somos Fibra?

Llega el e-commerce de productos hechos por comunidades de artesanos

El e-commerce

La plataforma fue realizada en alianza con INTeA SA, una empresa de capitales mixtos, con el 97 por ciento del INTA, que tiene como objetivo la generación de agronegocios a partir de tecnología desarrollada por el instituto. “En conjunto, ambas áreas empezamos a trabajar en la idea del e-commerce en 2016. Con este espacio buscamos generar una alternativa de comercialización para los artesanos rurales”, comenta Duhalde.

La plataforma va a funcionar para Argentina y el exterior. “Desde la coordinación de extensión tenemos la responsabilidad del trabajo en los territorios con los artesanos. Nos encargamos del diseño y de la producción. INTeA tiene toda su estructura de administración y al ser una empresa ellos tienen la posibilidad de comprar y vender el producto. En este caso el artesano tiene el producto vendido de antemano, la idea que para él sea una cosa segura y no tenga que entregar el producto en consignación o esperar a que se venda”, señala.

Llega el e-commerce de productos hechos por comunidades de artesanos

Los precios de Somos Fibra

Duhalde cuenta que los precios finales los ponen ellos en el INTA de acuerdo a los costos acordados con las comunidades y tomando como referencia a la competencia: “Respetamos el precio que la organización pone. En algunos casos si vemos que tienen dificultades para calcular los costos o para valorizar el tiempo de trabajo también acompañamos con talleres sobre esos temas. La idea es que el productor obtenga un precio que le parezca justo y que para nosotros también lo sea. Hay toda una idiosincrasia en la ruralidad que conocemos muy bien, así que cuidamos al productor más allá de respetarle el precio porque a veces el que ellos consideran es demasiado bajo por una historia de intermediación inescrupulosa, porque no tienen posibilidades de venderlo, porque no tienen de idea cuáles son los precios que maneja el cliente final de ese producto, etc.”

Fotos: Somos Fibra