(Publicidad)
(Publicidad)
Tejidos Innovadores Sostenibles: fibras de cáñamo

En vista de que los recursos están disminuyendo rápidamente, fibras naturales como el algodón requieren un procesamiento altamente intensivo y otras a base de petróleo como el acrílico, el poliéster, el nylon y el spandex no son las más ecológicas del mercado, es hora de buscar alternativas sostenibles para producir nuevas fibras y tejidos. En esta nueva serie, FashionUnited explora las alternativas sostenibles e innovaciones textiles que se están llevando a cabo en todo el mundo.

Las fibras de cáñamo se encuentran entre las fibras naturales más versátiles y han evolucionado mucho con respecto a las fibras gruesas y ásperas que fueron hace décadas. EN la actualidad, las fibras de cáñamo pueden dar forma a tipos de telas muy diversos. La región donde se cultiva y crece determina el tipo de fibra y el tejido resultante, por ejemplo, cuanto más caliente y seca sea la región, mejor para tejidos de tipo arpillera más resistentes, mientras que las regiones más frías pueden producir tallos más delgados que están adaptados para tejidos más suaves de tipo lino. Además, el cáñamo es una planta de rápido crecimiento que requiere muy poca agua y no necesita herbicidas, pesticidas, fertilizantes sintéticos o semillas transgénicas para su cultivo. En comparación, el algodón es más intensivo en el uso de agua y supone más tiempo para alcanzar la edad de cosecha, además de producir menos fibras por acre.

Tejidos Innovadores Sostenibles: fibras de cáñamo

Pero eso no son todas las ventajas de los tejidos de cáñamo, ni mucho menos. También son resistentes, duran más que las prendas de algodón y no pierden la forma tan fácilmente. Además, las telas de cáñamo matan a las bacterias, haciéndolas naturalmente antimicrobianas. Y por si todo esto fuera poco, la ropa hecha de fibras de cáñamo también se convierten en sistemas de aire acondicionado personales, ya que tienen una mejor capacidad de térmica en comparación con todas las otras fibras, lo que significa que mantener al usuario fresco en verano y cálido en invierno. Y por último, pero no menos importante, las telas de cáñamo se fusionan fácilmente con los tintes y no se decoloran fácilmente, lo que significa que la prenda permanece con la misma forma y color incluso después de múltiples lavados. Como una ventaja adicional para el medio ambiente, el cultivo de cáñamo mejora la salud del suelo mediante la reposición de nutrientes vitales y la prevención de la erosión.

Un tejido imprescindible

Entonces, ¿qué es lo que no gusta del cáñamo? Desafortunadamente, existe un pensamiento generalizado respecto a la planta de Cannabis sativa como una droga recreativa, lo que ha dificultado la producción y el uso del cáñamo a nivel industrial (aunque sus tallos son reconocidos como muy beneficiosos para el medio ambiente) especialmente en el mundo occidental. Por lo tanto, no es ninguna sorpresa que China esté un paso por delante en lo que respecta al cultivo de cáñamo, ya que, el país nunca ha prohibido el uso industrial de la planta de cannabis como muchas otras naciones. Por este motivo, actualmente China representa más del 50 por ciento de la producción mundial de cáñamo y posee más de la mitad de las cerca de 600 patentes internacionales de fibra de cáñamo y producción textil.

Tejidos Innovadores Sostenibles: fibras de cáñamo

The Hempest, un productor de ropa de cáñamo con sede en Boston, Massachusetts y fundada en 1995, aprovecha la amplia experiencia de China con fibras y telas de cáñamo: "Hemos investigado muchos tejidos de cáñamo de varios países y hemos visto que las variaciones y cualidades de los textiles chinos de cáñamo son muy superiores en fuerza, suavidad y portabilidad... Numerosas fábricas [en China] pasan por una investigación meticulosa para determinar el mejor tejido para cada uso, y la forma más respetuosa de producción respecto al medio ambiente para lograr una prenda acabada sin productos químicos tóxicos ni metales pesados​" explica la compañía en su página web.

"Trabajamos directamente con uno de los productores de textiles de cáñamo más avanzados y respetuosos con el medio ambiente, cuyos estrictos estándares de calidad medioambiental y prácticas laborales justas los han situado como el segundo miembro de la Fundación Fair Wear. Todos los tintes y tejidos que utilizamos poseen la certificación Oeko-Tex y cumplen con los más estrictos estándares europeos en la industria", agregaba The Hempest en este video mostrando su fábrica en China.

Teniendo en cuenta que las principales marcas como Adidas, Quiksilver, Patagonia y otros han añadido productos hechos de cáñamo a su oferta ha ayudado a popularizar el cáñamo como una fibra de prendas de vestir. Hoy en día, hay muchas marcas como Woolrich, Cannabeings Designs, Hemp Authority y otros que se especializan en ropa de cáñamo y accesorios que están disponibles a través de canales comerciales como Amazon y otros. Aparte de su principal marca homónima, The Hempest también vende ropa de las marcas de cáñamo Hoodlamb, Nomads, Prana y Uprise Hemp.

Sin embargo, aún queda mucho por hacer, ya que el cáñamo industrial sigue siendo ilegal para su cultivo en la mayor parte del mundo a pesar de los esfuerzos de activistas, empresas, agricultores y organizaciones como Vote Hemp en los EE.UU y otros para conseguir que las leyes evolucionen y se logre cambiar este concepto negativo generalizado que se tiene respecto a la versátil planta de marihuana.

Actualmente, el principal productor mundial de cáñamo es China, mientras que en Europa, Chile y Corea del Norte se produce en menor escala. En la Unión Europea, el cáñamo se cultiva en unas 15.000 hectáreas de tierra, siendo los principales productores Francia, Alemania y el Reino Unido.

Fotos: Vestido Nomads Mojito via The Hempest website; chaqueta de cáñamo via Patagonia website; fibras del tallo del cáñamo - Natrij via Wikipedia.

Traducción: Alicia Carrasco Rozas.