• Inicio
  • Noticias
  • Empresas
  • México reclama "apropiación cultural" en colecciones de Zara, Anthropologie y Patowl

México reclama "apropiación cultural" en colecciones de Zara, Anthropologie y Patowl

Por AFP

31 de may. de 2021

El gobierno mexicano exigió explicaciones a las marcas de ropa Zara de España y Anthropologie y Patowl de Estados Unidos por utilizar elementos culturales de pueblos indígenas en sus colecciones, alegando una "apropiación cultural indebida", informó este viernes la secretaría de Cultura.

La institución envió cartas a las tres marcas llamándolas a aclarar públicamente "con qué fundamentos se privatiza una propiedad colectiva" perteneciente a diversas pueblos indígenas del sureño estado Oaxaca, y a señalar cuáles serán "los beneficios que serán retribuidos a las comunidades creadoras".

"Se trata de un principio de consideración ética que, local y globalmente" obliga a llamar la atención y discutir "un tema impostergable como es el proteger los derechos de los pueblos originarios que históricamente han sido invisibilizados", señalan las misivas, fechadas el 13 de mayo y firmadas por la secretaria de Cultura, Alejandra Frausto.

En el caso de Zara, propiedad de la firma española Inditex, el reclamo se refiere al llamado vestido Midi con cinturón que toma elementos de la cultura mixteca, específicamente de los huipiles que se elaboran en el municipio oaxaqueño de San Juan Colorado.

Con Anthropologie, la prenda acusada de indebida son los pantalones cortos bordados Marka, que contienen detalles distintivos de la cultura e identidad del pueblo mixe de Santa María Tlahuitoltepec.

Patowl, por su parte, confeccionó diversas camisetas estampadas de su colección Tops haciendo "una copia fiel" de la indumentaria tradicional del pueblo zapoteco de la comunidad de San Antonino Castillo Velasco, detalla la secretaría.

En las cartas, Frausto invita a las marcas a trabajar respetuosamente con las comunidades sin socavar "la identidad y la economía de los pueblos" y con apego a "un comercio justo" que trate igualmente a creadores indígenas, empresarios y diseñadores.

En noviembre del año pasado, México planteó el mismo reclamo a la modista francesa Isabel Marant quien luego ofreció disculpas al gobierno del país y a una comunidad indígena de Michoacán (oeste).

En 2019, el despacho de Cultura también reclamó a la firma de Carolina Herrera, diseñadora venezolana radicada en Estados Unidos, haber replicado coloridos bordados propios de la comunidad de Tenango (centro).

Las españolas Rapsodia -también de Inditex- y Mango han sido igualmente señaladas por apropiarse diseños de México, que con 56 grupos étnicos tiene una importante riqueza artesanal, incluidos textiles y bordados.(AFP)