El grupo de ropa japonés Fast Retailing Co. redujo su previsión de beneficio neto para todo el año en más de un 10 por ciento para tener en cuenta las pérdidas en su marca denim premium, J Brand.

La previsión a la baja llega apesar de los buenos resultados de su marca insignia, Uniqlo.

"No fuimos lo suficientemente eficaces como para competir en el cada vez más difícil mercado denim de alta calidad," dijo el presidente financiero Takeshi Okazaki en una conferencia de prensa en Tokio.

Por lo tanto, la compañía ha reducido su objetivo de beneficio neto para todo el año de 88.000 millones a 78.000 millones de yenes, para incorporar una posible pérdida de 10.000 millones de yenes generada por el débil desempeño de su marca de vaqueros J Brand.

Fast Retailing compró una participación del 80 por ciento en la marca estadounidense de vaqueros de gama alta por 290 millones de dólares en 2012, mientras que los directores de la marca conservaron la participación restante.

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO