Ropa íntima es la más afectada por el parón de consumo

El consumo de moda íntima ha sido el que experimentó el mayor descenso en el primer trimestre de este año, con una caída del 8,6 por ciento, frente al 2,5 por ciento de todo el sector, según la información de la consultora TNS Worldpanel. Los datos publicados por el diario Expansión, señalan que

el futuro no parece ser auspicioso ya que la reducción del gasto va unido al mal tiempo que ha frenado la demanda de bañadores. Otro factor que ha influido ha sido el hecho de que la Semana Santa, se celebró en Marzo (antes que otros años) lo que no animó a los consumidores a la compra de bañadores.

Ropa íntima es la más afectada por el parón de consumoEl consejero delegado de Interbrand, Gonzalo Brujó, explicó al diario que en un momento de crisis económica como el actual, la demanda de moda íntima se ve más afectada. Desde su punto de vista, la ropa blanca (que constituye el fondo de armario y es barata) no se ve tan afectada. En el polo opuesto, el lujo representando en la corsetería es más indemne a cualquier recesión.

Por su parte, el grupo sueco H&M, con una amplia línea de ropa interior, registró una caída del 1 por ciento en sus ventas de Abril por el mal tiempo. La salvación llegó en Mayo cuando las ventas se estabilizaron gracias a la compra pre-verano, que lleva a renovar este tipo de prendas.

Foto: Moda íntima, by Calvin Klein

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO