El lujo se rearma: Chanel abandona “Baselworld” e impulsa una nueva feria

Madrid – Mientras el mundo asiste horrorizado a los estragos provocados por la pandemia por coronavirus, daños que por otro lado continúan menoscabando la integridad de la población mundial y de sus sistemas económicos, las grandes empresas comienzan a preparase para lo que traerá consigo la nueva era “postcoronavirus”. Un nuevo mundo de tendencias y consumidores, ante el que las firmas de lujo arman ya su artillería.

En este contexto, la legendaria firma francesa Chanel buscará acrecentar esa aura de inspiración, artesanía y “savoir-faire” que logra reflejar sobre todas sus colecciones, potenciando su línea de relojería. Cuyas pasiones y deseos no hay duda de que aumentarán a partir del próximo abril de 2021. Fecha para la que la firma ha anunciado que se encuentra impulsando la creación de una nueva feria de relojería. Certamen que tendrá lugar en el recinto de exposiciones “Palexpo” de la localidad suiza de Ginebra, impulsado de manera conjunta por Chanel, Rolex, Patek Philippe, Chopard y Tudor, que se desarrollará bajo el amparo de la Fondation de la Haute Horlogerie de Ginebra.

Un nuevo certamen impulsado por Rolex, Patek Philippe, Chanel, Chopard y Tudor

La creación de este nuevo certamen surge tras la decisión de todas estas firmas de alta relojería de abandonar la feria de joyería y relojería “Baselworld”, que se celebra de manera anual en la localidad suiza de Basilea. Determinación que acordaron adoptar después de que los responsables de su organización decidieran tomar “decisiones unilaterales”, como la de postergar todos los certámenes hasta enero de 2021. Una muestra más de “su incapacidad para satisfacer las necesidades y expectativas de las marcas”, apuntan los organizadores del nuevo salón de relojería a través de un comunicado. Misiva en la que aprovechan para invitar a otras marcas a sumarse a la organización de este nuevo evento, que irá dirigido de manera especial a minoristas, prescriptores y clientes VIP de alto nivel adquisitivo.

“Al igual que sus socios, Chanel comparte la misma independencia y la misma voluntad de proteger y promover los valores, el savoir-faire y la calidad de la Relojería Suiza de prestigio”, declara Frédéric Grangié, presidente de las líneas de relojería y joyería de Chanel. “Esta iniciativa marca una fecha clave en la historia de la Relojería de Chanel y forma parte de una estrategia a largo plazo, iniciada con el lanzamiento de esta actividad en 1987. Este nuevo salón nos permitirá presentar todas nuestras nuevas creaciones en un entorno que cumpla con nuestros estándares de alta calidad”.

Por su parte Jean-Frédéric Dufour, director ejecutivo de Rolex y miembro de la junta de Tudor, indicaba como “hemos participado en Baselworld desde 1939. Desafortunadamente, dada la evolución del evento y las recientes decisiones tomadas por el Grupo MCH, y a pesar del gran apego que sentíamos hacia este evento de relojería, hemos decidido retirarnos. Después de las discusiones iniciadas por Rolex, parecía natural crear un nuevo evento con socios que compartiesen nuestra visión y nuestro indiscutible e inquebrantable apoyo hacia el sector relojero suizo”. Un cambio que “nos permitirá presentar nuestros nuevos relojes de acuerdo con nuestras necesidades y expectativas, unir fuerzas y defender mejor los intereses de la industria”.

“La decisión de abandonar Baselworld no ha sido fácil para mí, ya que represento a la cuarta generación de la familia Stern en participar de esta feria”, señala Thierry Stern, presidente de Patek Philippe. “Pero la vida evoluciona, las cosas cambian y las personas también”. “Tenemos que saber readaptarnos, cuestionarnos lo que hacemos, ya que lo que era correcto ayer, puede no serlo necesariamente hoy”. Y “hoy Patek Philippe ya no comparte la visión de Baselworld, ha habido demasiadas discusiones y problemas sin resolver, ya no hay confianza”. Por esa razón, “después de varias conversaciones con Rolex y de junto a otras marcas participantes, hemos decidido crear, todos juntos, un evento único en Ginebra, representativo de nuestro savoir-faire”.

Desde Chopard, Karl-Friedrich Scheufele, copresidente de la compañía, apuntaba a que la firma expuso “por primera vez en la feria de Basilea en 1964 con un stand de unos 25 metros cuadrados”. Pero tras “una cuidadosa consideración”, han decidido “apoyar la iniciativa Rolex y retirarse de Baselworld”; “una decisión dolorosa”. “La creación de este nuevo certamen de relojería en Ginebra, organizado de forma paralela a Watches&Wonders, nos permitirá servir mejor a nuestros socios relojeros y a nuestros clientes”. “A través de la alianza, estas grandes maisons también podrán colaborar en la promoción de los valores y los mejores intereses de la relojería suiza”.

La noticia de que firmas tan destacadas dentro del mundo de la relojería se hayan decidido por abandonar Basilea, es una circunstancia que ha sido bien recibida por parte del consejo de la Fondation de la Haute Horlogerie de la ciudad de Ginebra. Cuyo representante, Jérôme Lambert, se complacía en “dar la bienvenida a un nuevo salón que fortalecerá el histórico evento Watches&Wonders de Ginebra a partir del próximo año, a principios del mes de abril”.

Photo Credits: Cortesía de Chanel.

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO